Blog

Si no eres una persona emprendedora, no pasa nada.

LeonovejaParece que con los tiempos que corren, existiera una obligación absoluta de ser una persona emprendedora, por que si no es así y perdóname la expresión: ¡estas jodido!

Pero, nada mas lejos de la realidad.

Haber, comencemos por el principio. Para ser una persona emprendedora es básico querer serlo, ya sea por que lo llevas en la sangre o por que no hay de otra y te toca.

Ahora bien, muchas veces se discute eso de: ¿se nace o se aprende a ser emprendedor?.. cualquiera de las dos es aceptable, porque cuando en la vida no tienes más opción y es lo único que debes hacer para que tu familia coma, pues sacas eso de adentro que denominamos: POTENCIAL por que no te queda de otra.

Y es ahí donde nace esa iniciativa de poner en marcha esa idea, hacerla realidad con mucho esfuerzo y dedicación.

Eso esta muy bien. El problema viene cuando comienzas a creerte que la única opción para salir adelante es esta, Ser emprendedor. Cuando en realidad no todos la personas valen para serlo y es algo natural.

 Y es natural, porque para que exista un equilibrio no todos pueden ser Leones, también tienen que haber ovejas, porque así como hay gente con aptitudes para liderar, para arriesgarse, para tener iniciativas, también existe mucha gente valiosa que es feliz dejandose llevar, trabajando como oveja.

Es decir, trabajando en rebaño, en equipo, donde se llevan a cabo las ideas de otras personas. Y eso no es malo, sencillamente porque esa es su esencia, ser una oveja significa dejarte llevar con respeto y tolerancia, con la seguridad de que tu opinión dentro de ese rebaño es valiosa y se tiene en cuenta para cualquier cosa y que además se te agradece el valor que aportas para que determinados productos y servicios salgan adelante.

De esta manera, esa persona no tendrá ninguna necesidad de querer buscar más allá de lo que tiene, porque esta a gusto con lo que hace y con quien trabaja.

De hecho, hay personas que disfrutan siendo ovejas, porque necesitan quien las conduzca, pues su carácter se presta para ello, y eso es admirable, pues es ahí cuando el León debe liderar desde el respeto con el ejemplo, con coherencia, firmeza y sabiduría para que los resultados sean los ideales.

En fin!! ¿te consideras una oveja?.. ¡Pues a disfrutarlo porque vales para muchas cosas, sólo tienes que encontrar tu rebaño!

Y como siempre.. No te creas nada de lo que te escribo ¡Vé y experiméntalo por ti mism@!

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *